Blended Learning: Qué es y cómo funciona

La expresión inglesa Blended Learning (o b-learning), hace referencia a la conjugación de la formación presencial en el aula tradicional, con la educación online, a través de internet o medios digitales.

En español, el b-learning se conoce como aprendizaje semipresencial, mixto, combinado o aprendizaje híbrido.

Tipos de Blended Learning 

El diseño del aprendizaje semipresencial permite múltiples formatos, a continuación exponemos los más frecuentes:

  • En línea. La enseñanza tiene lugar online, y se complementa con sesiones presenciales a modo de tutorías.
  • Rotación. El estudiante rota entre el aprendizaje en línea y cara a cara. Dentro de esta modalidad tenemos variantes: por estación, individual o por laboratorio, por ejemplo.
  • Aula invertida. En este formato, el contenido teórico se imparte en línea, haciendo uso de recursos interactivos, mientras que las sesiones presenciales diarias se centran en prácticas y proyectos que necesitan de supervisión.
  • Flex. El grueso de la formación se imparte en línea, impartiendo los maestros tutorías especializadas en las necesidades de cada alumno.
  • A la carta. En este modelo se permite al alumno la realización de cursos no presenciales acompañados de un profesor en el aula virtual, además del soporte periódico de las clases presenciales.
  • Virtual enriquecido. Este formato permite a los alumnos formarse en su mayor parte en línea, combinando con la asistencia esporádica a clases presenciales magistrales.
Ejemplo de blended learning

Ventajas del Blended Learning

Una de las claves que marca la diferencia con la modalidad tradicional de enseñanza es la capacidad de escapar de los entornos convencionales, lo que incrementa exponencialmente los recursos educativos. 

  • Mayor interacción: La implementación de la tecnología en las materias tradicionales hace que el interés de los alumnos aumente.
  • Accesibilidad y flexibilidad. Al disponer de una plataforma de eLearning, todos los contenidos estarán disponibles 24/7 en la nube, por lo que, en cualquier momento y desde cualquier dispositivo los alumnos tendrán los recursos disponibles.
  • Mayor variedad de recursos y medios. Al contar con una plataforma de aprendizaje online se abre un mundo de posibilidades para la creación de contenidos educativos: videos interactivos, opciones múltiples, pares de imágenes, completar espacios en blanco.. el tutor tiene a su alcance de forma sencilla cualquier metodología para el aprendizaje.
  • Incremento del aprendizaje autónomo. El uso de los materiales de forma independiente por parte de los alumnos los hace más aptos para autoestablecerse objetivos de aprendizaje y responsabilizarse de sus progresos.
  • Información instantánea del progreso. En muchas situaciones de la enseñanza tradicional, los tutores no conocen el verdadero estado del progreso del alumno hasta que se realiza un control, por lo que disponer de un apoyo online permite conocer a qué recursos se han accedido, resultados automáticos de test o en qué temas invierte más tiempo un alumno porque le resulte más complejo.

Todo individuo que se involucre en una formación aprende de una forma diferente, por lo que los métodos de enseñanza han de adaptarse a las necesidades personales de cada uno.

Ahora que conoces el Blended Learning así como sus modalidades y ventajas, ¿por qué no adentrarse más en el eLearning? ¡Resuelve todas tus dudas con Wrupal!