Mujer sentada en su oficina entrando a una plataforma de LMS en su ordenador de mesa

Plataforma LMS para empresa: te contamos las ventajas

Si estás pensando en adquirir una plataforma LMS para empresa, este post te interesa.

Las plataformas educativas conocidas como LMS (Learning Management System) ofrecen múltiples beneficios en los procesos formativos. Ya sea una formación de carácter académico o empresarial, este software facilita todo el proceso en comparación con la educación tradicional.

La formación dentro de la empresa es imprescindible para alcanzar los objetivos y definir el camino al éxito: cursos de ofimática, de prevención de riesgos laborales, de idiomas, de atención al cliente.. ¿te suenan? La empresa ha de detectar las debilidades y convertirlas en puntos fuertes mediante la formación de sus empleados y colaboradores. 

Gracias a una plataforma LMS para empresa, los grandes presupuestos destinados a la formación se pueden invertir en otros recursos.

Pero cierto es, que estas formaciones pueden resultar costosas y complicadas de organizar si pensamos en la enseñanza presencial: supongamos que tras la contratación de cada empleado, este ha de superar dos cursos. O que una vez al año, se realiza un intensivo de dos semanas de inglés. Supongamos ahora que la empresa tiene trabajadores en diferentes ubicaciones, la formación se complica.

Es por ello que las tendencias apuntan hacia la implementación de una plataforma LMS para empresa aplicadas a la estrategia de Recursos Humanos.

Hombre viendo una clase en una plataforma de LMS

Ahorro de tiempo y costes

El uso de los recursos online y de las aulas virtuales reduce el tiempo y los costes de desplazamiento de trabajadores y formadores frente a los métodos tradicionales.

Los formadores podrán diseñar y publicar su contenido en una única plataforma, en la cual matricularán a tantos trabajadores sea oportuno. Podrán crear test de control para evaluar el progreso de los empleados y crear sesiones de tutoría dentro de la propia plataforma.

Los trabajadores, por su parte, podrán acceder en todo momento a estos recursos, podrán completar la formación a su ritmo y ponerse en contacto con el formador para resolver dudas. Podrán ir adquiriendo conocimientos poco a poco.

Gracias a una plataforma LMS para empresa, los grandes presupuestos destinados a la formación se pueden invertir en otros recursos.

Centralización del aprendizaje

Todos los recursos: texto, actividades, vídeos, tutorías o masterclasses entre otros estarán en el mismo canal. Todas las comunicaciones con el formador, o con otros empleados que cursen la misma formación tienen lugar dentro de la propia plataforma, facilitando así el acceso al contenido.

Todos los usuarios podrán acceder al material en cualquier momento, adaptándose a su ritmo de aprendizaje, horarios y necesidades.

Seguimiento y evaluaciones

Gracias a las plataformas de educación online los formadores pueden obtener informes detallados para ver el porcentaje de avance de cada empleado, analizar los puntos débiles de cada uno o detectar qué temas son más complicados de superar y necesitan una modificación.

Los LMS cuentan con evaluaciones automáticas, lo que agiliza en gran medida el tiempo empleado por los formadores en evaluar, pudiendo así centrarse en otros grupos o en otros cursos.

Gestión y actualización de los contenidos

Todos los recursos se almacenan en la nube, lo que quiere decir que son accesibles desde cualquier dispositivo, tanto para formadores como para alumnos.

Esta cualidad facilita a los formadores la gestión de varios cursos con un solo click. Supongamos que en varios cursos de diversa temática hay un bloque que se repite, supongamos que de materia legal. Este tipo de contenido es susceptible a cambios frecuentes, por lo que es un gran trabajo para el formador identificar y modificar todos los cursos en los que ese bloque está presente. Al almacenarse en la nube, el formador solo tendrá que modificar un bloque, actualizándose automáticamente en todos los cursos en los que esté presente.

Es decir, el bloque sólo será cargado una vez, replicándose en tantos cursos sea oportuno. ¿Cuánto tiempo puede ahorrarte esto?

Emisión automática de certificados

Una de las tareas administrativas que más tiempo y recursos consumen una vez finalizada la formación es la labor de diseñar, personalizar y enviar personalmente cada uno de los certificados obtenidos.

Por supuesto, a esta tarea se sumaba la labor de verificar que realmente cada uno de los usuarios han superado el porcentaje estimado.

A través de una plataforma LMS estos procesos son cosa del pasado. El sistema recoge automáticamente el progreso, introduce los datos de cada usuario en la plantilla previamente creada y posteriormente, guarda registro de la descarga de cada usuario, evitando mandar por correo certificado los diplomas o certificados.


En definitiva, tanto el sector corporativo como el educativo han de valorar las ventajas que supone la incorporación del e-learning en sus procesos. Contar con una plataforma LMS para empresa es el presente y el futuro de la formación.

¿Tienes alguna duda? Nuestros expertos están encantados de ayudarte, ¡contáctanos!